Entrevistas a agricultores

1. Por favor describa su situación antes de solicitar el crédito MEbA. ¿Cuáles eran sus principales dificultades para cultivar y proveer para la familia?

Me dedicaba a la avicultura pero, antes del crédito, no sabía cómo hacer el levante y tenía que comprar las pollas ya levantadas, lo que me salía muy caro. También obtenía gallinaza pero no la podía vender porque no estaba tratada.

2. ¿Cuáles son los cambios que ha observado en el clima durante el transcurso de su vida (p.ej. mayores sequías, eventos extremos más intensos, cambio en las estaciones, etc.)

Ahora hay menos lluvia y eso afecta mucho a los animales. 

3. ¿Cuál ha sido el impacto del crédito MEbA en su producción (p.ej. mejores rendimientos, ahorro en insumos, etc.)?

Con el crédito compré una pollita de un día y aprendí a hacer al mismo tiempo el levante y el abono. Hasta ahora he vendido 3 toneladas.

4. ¿Sus vecinos han preguntado sobre este esquema de microcréditos para mejorar prácticas productivas o han sido parte del éxito obtenido?

A la gente no le gusta endeudarse pero, por ejemplo, cuando mi hermana vio que yo había comprado más pollas, había aprendido a levantarlas y sabía cómo tratar la gallinaza, se me unió.

5. ¿Cuál es el potencial que usted ve en este tipo de créditos para mejorar la calidad de vida de los agricultores?

Estos créditos son muy buenos puesto que no sólo prestan la plata sino que los técnicos te apoyan en la implementación de las medidas y eso te ayuda a mejorar.

6. ¿Cómo visualiza el futuro? ¿Tiene confianza de que puede seguir siendo autosuficiente aún si los cambios en el clima aumentan?

Junto a mi hermana, hemos logrado conseguir clientes en el pueblo y ya tenemos contratos de los huevos y del abono. A futuro me gustaría tener más pollas para poder hacer que crezca el negocio.